«Sean soles de esperanza que iluminen el futuro»


Jóvenes fénix · A los miembros del Departamento Futuro de la SGEs


¡Hola a todas y todos! El día 16 de este mes celebramos el Día del Kosen-rufu, fecha en que los miembros del Departamento de Jóvenes de la Soka Gakkai renuevan la determinación de esforzarse por la paz mundial y la felicidad de todas y todos.

Nosotros, el Departamento Futuro, también estamos aprendiendo las claves para construir juntos una sociedad feliz y pacífica a través de estudiar lo que nos transmite Ikeda Sensei; por ejemplo, qué significan la «esperanza» y la «victoria». Pero ¿qué podemos hacer cada uno de nosotros concretamente para asumir esta misión? En las palabras que podemos leer a continuación, Sensei nos alienta diciendo que «lo importante es que sigan brillando a su manera, que es única».

Nichiren Daishonin escribe: «Cuando asoma el sol en el cielo oriental, su intensa luz ilumina todo el firmamento […]».[1]

En tiempos de creciente inestabilidad e incertidumbre, ¿dónde podemos encontrar la luz de la esperanza para permanecer invencibles frente a cualquier dificultad? Ese fulgor yace en su interior. Cada vez que entonan Nam-myoho-renge-kyo, el radiante sol de la valentía se eleva en su corazón.

Incluso en los días nublados o nevados, el astro rey continúa resplandeciendo poderosamente en los cielos, emanando su rayo de luz. De modo similar, aun cuando sus corazones estén cubiertos por una densa bruma de preocupaciones o sean golpeados por las adversidades, lo importante es que sigan brillando a su manera, que es única.

Cuanto más difíciles sean los desafíos, más podrán hacer lucir el sol que llevan en su vida, su espíritu invencible, y así también iluminar con calidez a quienes los rodean.[2]

¿Vosotros sabíais esto? Que el sol no deja de brillar, aunque haya nubes, lluvia o incluso tormentas… Y que, al igual que el sol, cada uno de nosotros también puede brillar constantemente, pase lo que pase. Y, más aún, que podemos iluminar como un sol a nuestras familias y amigos. Es justo como nuestra canción, «Un paso de coraje», donde cantamos:

Aunque sople el viento,
la lluvia o la tormenta,
no me rendiré ¡NO!
seguiré directo hacia mis metas.

Qué alentador, ¿verdad?

Seguro que todos tenéis ya esta actitud valiente, y estáis alentando a muchas personas de vuestro entorno. Pero si algún compañero aún no ha podido extraer ese coraje, ¿qué le aconsejaríais? ¿Cómo crees que podríamos apoyar, cada uno a su manera, a nuestros amigos con el sol que brilla en nuestro interior?


[1]END, pág. 179.

[2]Traducción del artículo publicado en la edición del 1 de enero de 2021 del Mirai Journal [Boletín Futuro], publicación mensual del Departamento de Estudiantes de Educación Secundaria de la Soka Gakkai.

Contenido protegido
Ir arriba